Santiponce Itálica

Patrimonio

Un inmenso legado por descubrir

Ayuntamiento, antiguo convento carmelita y pósito

135
0

El ayuntamiento de El Coronil se halla en el centro geográfico de la localidad, en un edificio histórico digno de fotografiar. Se trata de un convento de carmelitas descalzas fundado a finales del siglo XVII. En 1684, tras la muerte de su mecenas, Miguel Martín Pescador, decidieron abandonar este edificio y trasladarse junto a la capilla de la Vera Cruz, donde existía más espacio para construir.

Posteriormente el convento fue utilizado como pósito para niños abandonados y como cárcel municipal. Su penúltimo uso durante el siglo XX fue el de colegio público, siendo con la muerte de Franco reconvertido en ayuntamiento.

Es un edificio de marcado carácter clasicista, destacando el uso de la clásica bicromía sevillana consistente en situar sobre lienzos blancos elementos estructurales remarcados en tonos rojizos. La parte central de la fachada se centra en varios balcones señoriales y un reloj colocado en 1995 cuando se pasó a celebrar la nochevieja en la plaza de la Constitución. 

En el interior hay un claustro central rodeado por dos galerías. La planta del edificio tiene forma de «L». Las remodelaciones para sus funciones administrativas lo han cambiado mucho aunque sigue conservando gran parte de su carácter originario. Tiene su origen como pósito a principios del siglo XVI y desempeñaría esta función hasta el siglo XX. 

Es uno de los edificios más antiguos de El Coronil. Comienza a utilizarse como ayuntamiento en 1624. Ha sufrido varias modificaciones destacando las que se realizaron a causa del terremoto de 1764, que hundió la escalera. 

En su interior destacan su escalera de dos codos con descansillo y el artesonado en el salón de plenos que alterna la madera con piezas de cerámicas de color amarillo y verde. Dentro del edificio se pueden contemplar algunas piezas arqueológicas distribuidas por su interior. 

0 comentarios

Nuevo comentario

Los comentarios son moderados, así que tardan un tiempo en aparecer. Si contienen lenguaje ofensivo no serán publicados.